Dios te escucha cuando estas en problemas y te ayuda. Reflexiones, pensamientos, meditaciones cristianas, devocional diario, postales cristianas. 10 leprosos, Dios te sana. divorcio, separación, problemas, dificultades, preocupaciones, obediencia. Tarjetas, imágenes cristianas.
Superar el problema te convierte en una persona más agradecida porque Dios ha mostrado su bondad hacia ti y te ha ayudado, por tanto estás más dispuesto a dar gracias a Dios y a los que contribuyeron a que se solucionara tu problema.

La historia bíblica nos habla de 10 personas que tenían un gran problema, eran leprosos y por su condición debían vivir alejados de la sociedad, como en un pueblo a las afueras, donde nadie más fuera contagiado. 


 Sufrían la separación de los seres amados, el no vivir en comunidad, el no trabajar, ni ser próspero, además veían cómo su cuerpo se iba desfigurando y su aspecto era desagradable.   El relato dice que cuando Jesús iba saliendo de la ciudad cada leproso gritó: Jesús, ten compasión de mí. 

Jesús los miró con su compasión, les mandó a acercarse.  Me imagino la escena, con el resto de las personas que acompañaban a Jesús alejándose del sitio para no contagiarse, huyendo de los leprosos. Eran rechazados.  Tal vez te han dejado solo en tu aflicción, pero  Jesús no te rechaza,  al contrario, te invita a venir y quiere que le digas cómo te sientes, cuál es tu problema. 

Es interesante que Jesús no los sanó de inmediato.  ¿Te ha pasado que le pides algo a Dios y demora en contestar?  Jesús les dijo que fueran a presentarse al sacerdote quien verificaba que la persona estaba sana y podía regresar a la sociedad y a su familia.  Pero ellos no estaban sanos aún!!!   Jesús estaba probando su fe.

Los 10 leprosos obedecieron a Jesús, y dice el relato, que en el camino fueron sanados.  Te imaginas la alegría de ser libre de semejante problema.  Tal vez has sufrido un divorcio, o separación, o has pecado y sientes cómo te rechazan o tú mismo te rechazas,  tal vez sea una enfermedad que has pedido a Dios que la quite y no lo ha hecho. En el camino quiere Jesús demostrar su poder, en  tu obediencia Dios puede hacer tu milagro, en dejar la contienda, la ira, el enojo y buscar a Dios, orar y leer la Biblia.   

Y sé agradecido, solo  un leproso regresó a dar gracias a Jesús, 9 no lo hicieron.  ¿Vendrás a Jesús a agradecer luego que seas sanado, ayudado, socorrido en tu problema? 


Por Mery Bracho

Gracias por visitar y No copiar. Protegido por DMCA . Con la tecnología de Blogger.

Buscar en este blog

Cargando...

Suscríbete con tu correo/ Da clic al enlace que recibirás en tu correo

Publicaciones del Blog

Saludo de Mery Bracho

Cada día escribimos nuestra historia con nuestras acciones, reflexionamos, aprendemos o volvemos a cometer los mismos errores. Estas reflexiones tratan sobre esos momentos en que Dios nos enseña en las pruebas, son para animarte a seguir adelante. Tu nueva amiga, Mery Bracho.