Tengo que tomar una decisión, qué hago. Toma de decisiones personales, qué hacer. Tips para tomar decisiones. Reflexiones de la vida cortas. Orientación en la toma de decisiones.

Tengo que tomar una decisión, ¿qué hago?
Tomamos pequeñas decisiones durante el día, el problema está cuando necesitamos tomar esas decisiones importantes, algunas definitivas, para toda la vida, otras tal vez las podrás cambiar en un futuro. 

Aquí tienes algunas ideas para la Toma de Decisiones Personales:
1. Toma la decisión mirando cuáles son tus valores, lo que te han enseñado correctamente en tu hogar, lo que sabes que es verdadero y justo, lejos de la mentira y el engaño, donde se respete a las personas.

2. Elige según lo que te enseña la Biblia, que no vaya en contra de lo que Dios te dice en las palabras escritas allí.

3. Toma la decisión según tus planes futuros.
- Si has planeado tener una empresa, tal vez quieras estudiar una carrera universitaria que te ayude con esa meta.
- Si no quieres que los suegros se interpongan en tu relación de pareja, tal vez es mejor buscar un lugar dónde vivir y no con los suegros.
- Si quieres cuidar tu crédito lo pensarás 2 veces antes de decidir hacer una compra que no es tan importante,
- Si tienes planes de comprarte algo de gran valor, tal vez es mejor decidir no ir con la tarjeta en el bolsillo o en el bolso al centro comercial a pasar una tarde.

- Si quieres bajar de peso en tantos kilos, tal vez es mejor no frecuentar restaurantes que te animen a consumir más alimentos. 
- Si quieres casarte bien y no tan joven, decide o no abstenerte del sexo para disfrutarlo a plenitud en el matrimonio.

- Si quieres tener esposo o esposa, empieza a buscar, empieza a hacer amigos y a tener el plan en mente.
- Si vas a decidir entre divorciarte o no, piénsalo bien y analiza las posibles consecuencias en ti y en los hijos si los tienes.
- Si decides empezar un proyecto, ten en cuenta los posibles cambios que requerirán de ti y el apoyo de tus recursos financieros.

4. Toma la decisión tú mismo, luego de haberla meditado, sin dejar que sean las otras personas que te rodean que decidan por ti o pongan presión en ti para que escojas la opción que ellos quieran. Esto es muy importante porque te mantendrá con un dominio propio y te sentirás bien al saber que no fueron los demás sino tú, quien decidió hacer o no hacer tal cosa. 

5. Toma la decisión viendo objetivamente las posibles consecuencias, abriendo bien los ojos, aún más que tu corazón.

6. Ora a Dios en cuanto a tu decisión antes de tomarla. La Biblia dice que al que le falte sabiduría, la pida a Dios, y le será dada. Nadie más que Dios te conoce y quiere lo mejor para ti.

7. Lo peor que puedes hacer, es no hacer nada, ¡Decide!

Por Mery Bracho
Tus decisiones trazan tu futuro.

Gracias por visitar y No copiar. Protegido por DMCA . Con la tecnología de Blogger.

Buscar en este blog

Cargando...

Suscríbete con tu correo/ Da clic al enlace que recibirás en tu correo

Publicaciones del Blog

Saludo de Mery Bracho

Cada día escribimos nuestra historia con nuestras acciones, reflexionamos, aprendemos o volvemos a cometer los mismos errores. Estas reflexiones tratan sobre esos momentos en que Dios nos enseña en las pruebas, son para animarte a seguir adelante. Tu nueva amiga, Mery Bracho.