La Bendición de Dios enriquece y no trae tristeza. Imágenes de aliento. Reflexiones cristianas cortas por mery bracho. Pensamientos sobre las bendiciones.

La Bendición de Dios enriquece y no añade tristeza con ella.
La Bendición de Dios es más que dinero o posesiones,
es tener paz y amor interior, es obediencia aún cuando signifique sacrificar algunas cosas.


La bendición de Dios no trae tristeza, es completa y satisfactoria.  
Aún si no tuvieramos todo lo que quisiéramos somos bendecidos si Dios está con nosotros, si somos salvos por su hijo Jesucristo.

Somos bendecidos si un día aceptamos el regalo del perdón que Jesús nos dió en la cruz al morir por nuestras faltas.  Esa bendición es eterna.  

Eres rico si tienes a Jesús, si te acuestas tranquilo en la noche sabiendo que Dios tiene cuidado de ti, si tu familia está bajo el amparo de los ángeles de Dios.

Eres rico si tu vida refleja que tienes amor, es bendición que no trae tristeza, es gozo interior que se expresa en tus acciones y tu servicio a los demás.  
En mi país, Venezuela, el saludo inicial de los hijos hacia los padres o familiares de autoridad cuando los ven es “¿Bendición?” a lo que el padre responde “Dios te Bendiga”.  

Pidamos a Dios la Bendición “¿Bendición Dios?”  Seamos obedientes y esperemos un “Dios Te Bendiga”.

por Mery Bracho

La Bendición de Dios enriquece y no trae tristeza. Imágenes de aliento. Reflexiones cristianas cortas por mery bracho. Pensamientos sobre las bendiciones.

Gracias por visitar y No copiar. Protegido por DMCA . Con la tecnología de Blogger.

Buscar en este blog

Cargando...

Suscríbete con tu correo/ Da clic al enlace que recibirás en tu correo

Saludo de Mery Bracho

Cada día escribimos nuestra historia con nuestras acciones, reflexionamos, aprendemos o volvemos a cometer los mismos errores. Estas reflexiones tratan sobre esos momentos en que Dios nos enseña en las pruebas, son para animarte a seguir adelante. Tu nueva amiga, Mery Bracho.